Publicidad

Los partidos de futbol son eventos que reúne a la familia que se disfrutan en un ambiente seguro.

Por ello, la Liga MX implementará en el Estadio León el protocolo contra gritos ofensivos y discriminatorios, que al no ser respetado podría haber sanciones para el o los aficionados, así como para los clubes.

Héctor Canchola Núñez, Director de Seguridad y Comisarios de la Liga MX, explicó los cuatro pasos a seguir en caso de presentarse algún acto ofensivo en el partido León-San Luis.

1.-Se hará la recomendación a través del equipo de audio para que no vuelva a suceder y la persona que lo haya hecho tendrá que salir del estadio y será puesto a disposición de las autoridades competentes.

2.- En caso de presentarse otra vez, el partido será detenido por dos minutos para que el sonido llame a la afición a evitar las faltas de respeto y los culpables serán retirados del estadio.

3.- Se suspenderá el partido por cinco minutos y el árbitro pedirá a los jugadores que salgan de la cancha y se dirijan a los vestidores, para luego reanudar el partido.

4.- Si la situación se repite, el árbitro y comisario del partido reportarán por escrito lo sucedido y se turnará a la Comisión Disciplinaria de la Federación Mexicana de Futbol, donde las sanciones pueden ser realizar el siguiente partido a puerta cerrada.

Este protocolo, se suma al operativo de seguridad y vialidad realizado por la Secretaría de Seguridad Pública en coordinación con el Club León, a fin de que el evento se disfrute de forma segura.

El partido dará inicio a las 7 de la tarde de este sábado 26 de octubre, sin embargo, a partir de las 5 de la tarde se abrirán las puertas del Estadio León.

El operativo dará inicio a partir de las 4 de la tarde con filtros en las entradas a la ciudad, así como en las inmediaciones del Estadio León.

El trabajo coordinado entre el personal de seguridad privada contratado por el Club León y los cuerpos de seguridad pública, tiene la finalidad de evitar faltas al Reglamento de Policía y Vialidad, así como, que los aficionados disfruten del encuentro deportivo de forma segura.

El estado de fuerza para el partido entre el León y San Luis es de más de mil personas, entre cuerpos operativos de las diversas áreas de la Secretaría de Seguridad Pública y empresas que brindan el servicio de seguridad privada.

Oficiales de Policía y agentes de Tránsito Municipal, brindarán acompañamiento a los dos equipos, así como a la afición del equipo visitante que pudiera asistir, desde la llegada a la ciudad hasta el Estadio León, se concentrarán en la Avenida del Niño para evitar que anden deambulando por la ciudad y, asimismo, evitar poner en riesgo su integridad.

Agentes de Tránsito a bordo de motocicletas y radiopatrullas, así como oficiales a pie en los distintos cruceros realizarán recorridos permanentes en las inmediaciones del Estadio León pars agilizar la circulación, brindar seguridad vial a los peatones y evitar que se estacionen en lugares prohibidos.

Personal de Protección Civil realizará antes, durante y después del partido, supervisión para verificar que se cuenten con todas las medidas de seguridad.

En los accesos al Estadio, oficiales de Policía, cadetes de la Academia Metropolitana de Seguridad Pública y personal de seguridad privada revisarán que los aficionados no ingresen con artículos que denoten peligrosidad.

Se contará con un centro de mando en el Estadio León, a fin de coordinar las acciones de los cuerpos de seguridad para atender de manera inmediata cualquier emergencia que llegue a presentarse.

Serán tres ambulancias las que estén durante todo el partido a fin de brindar atención prehospitalaria o algún traslado en caso necesario.
También, participará personal de Bomberos, Fiscalización y Asuntos Internos, en el fortalecimiento de la seguridad en el partido.

Comentarios

comentarios

Publicidad