Publicidad

LA CAÍDA DE DIEGO SINHUE Por David Saucedo: La reducción en los niveles de aprobación del gobernador Diego Sinhue, que se aprecia en la encuesta realizada por la empresa Arias Consultores del mes de septiembre, está relacionada con varios eventos; algunos completamente ajenos y fuera de control del gabinete estatal y otros que son de su entera responsabilidad. Dentro de los más destacados tenemos:

1. El “atentado terrorista” ocurrido en Salamanca, que incluso se convirtió en nota nacional y fue retomada por varias agencias de noticias internacionales. La narrativa del gobierno estatal en el sentido de que “vamos ganando la guerra a la delincuencia”, se desmorona frente a este tipo de eventos.

Publicidad

2. Las inundaciones que provocaron la perdida de cultivos en varios municipios. El gobernador se encontraba fuera del estado cuando ocurrió la emergencia, lo que no le permitió atender con prontitud y él en persona a los damnificados. Esta ausencia, como suele suceder con eventos análogos, se magnificó en las benditas redes sociales.

3. Se terminaron los recursos provenientes de la contratación de los dos paquetes de deuda pública. Aunque aún queda un remanente de 2 mil millones pendientes de contratación, estos no se han ejercido. El dinero se acaba y los problemas siguen.

4. El desempleo en Guanajuato se ha incrementado producto de la parálisis de la economía estatal. Esta a su vez tiene varios orígenes: estancamiento de las exportaciones, enfriamiento de la economía de Estados Unidos, escasez de insumos y la disrupción de las cadenas de suministros, paros técnicos de las empresas armadoras, etc.

5. Subejercicio de varias dependencias del gobierno estatal. Algunas de ellas se aplicaron en los meses previos a la elección para entregar apoyos y arrancar obras hasta tener un desempeño notable, pero después de junio el esfuerzo gubernamental se relajó.

6. La gira de 10 días en Europa del gobernador. A los ciudadanos les sigue molestando que los funcionarios viajen fuera del país. Lo asocian con “turismo de gubernamental y de placer”. La estrategia de comunicación para las actividades del gobernador en Europa tampoco fue la adecuada.

7. Los ataques del presidente Andrés Manuel López Obrador al desempeño del Fiscal Carlos Zamarripa y en general sus críticas al gobierno del estado de Guanajuato. El problema fue que el gobernador asumió, él en persona la defensa de Zamarripa, lo que le generó desgaste ante la opinión pública.

8. Repunte en el número de homicidios que se cometen en el estado. La violencia homicida se ha incrementado a partir del mes de julio. En León, la ciudad más poblada del estado, la guerra de cárteles está al rojo vivo. Y con la continuidad en los mandos de seguridad pública de dicha ciudad ( Mario Bravo y Jorge Guillén ), las cosas no van a mejorar mucho.

9. ¿Qué pasará al finalizar el año? ¿Cómo evolucionarán las tendencias en materia de opinión pública? Es difícil saberlo. Los niveles de aprobación del gobernador varían dependiendo de la región, del municipio y de los segmentos poblacionales. Y fluctúan en función de un sin fin de eventos. Por ejemplo, si se ratifica la designación de Elvira Paniagua, ex alcaldesa de Celaya, como subsecretaria de gobierno, la popularidad de Diego Sinhue en Celaya sufrirá una severa caída en la ciudad cajetera. Lo anterior debido a las bajas calificaciones de evaluación de gestión con las que Elvira cerró su gobierno. Los celayenses no entenderán que el Gobernador “premie” a Elvira con un alto cargo en el gobierno estatal, luego de su desastroso desempeño como alcaldesa, por más que esté justificado en términos de seguridad y de compromiso político.

10. En favor de la popularidad del gobernador juegan las remesas migrantes, las cosechas del segundo ciclo agrícola, el presupuesto que se ejerce en materia de comunicación (por parte de la coordinación general de comunicación social de gobierno del estado), la debilidad discursiva de los partidos de oposición (que no atinan a generar una estrategia de contracampaña) y el relajamiento del ánimo social con motivo de las fiestas decembrinas.

Por otro lado, dejar que los periodicazos se diluyan y esperar con paciencia a que se “muera la nota” ya no está funcionando. Los estrategas del gobernador olvidan o ignoran que las malas noticias no son como el vino. No mejoran con el tiempo, sino todo lo contrario.

Comentarios

comentarios

Publicidad