La madrugada del pasado sábado, un joven de nombre Diego Paúl intentó evitar el operativo alcoholímetro ubicado en el bulevar Adolfo López Mateos.

El joven aceleró al ver el operativo, por lo que casi atropella a varios oficiales de tránsito.

Al ver que le cerraron el paso, Diego decidió detenerse, para inmediatamente ser sacado de su auto por los agentes.

Diego fue detenido por daños a un auto de Tránsito y lesiones contra un elemento .

Se confirmó que el joven venía en estado de ebriedad total.

Comentarios

comentarios